Saltar al contenido
Dinosauriosonline.com

Los 10 monstruos prehistóricos MÁS TERRORÍFICOS del mundo

En muchas circunstancias, la realidad supera a la ficción. En ocasiones, los mitos y leyendas sobre bestias indómitas de la naturaleza se empiezan a tomar con algo más de realidad. 

No obstante, desde que se formó el planeta Tierra hace unos 4,500 millones de años, hasta nuestros días, ha llovido mucho y han habido bastantes cambios en el mundo. Sobre todo en las bestias de la prehistoria.

Monstruos prehistóricos

Si bien el término monstruo se utiliza popularmente para definir, especies que sobresalen entre lo que concebimos como normal. Los animales peligrosos son destacados principalmente por su agresividad y temible apariencia. 

Algunos de estos animales que conocerás, si fueran puestos frente a nosotros, el primer sentimiento que experimentaríamos sería, sin lugar a duda, el miedo. Seguido por la fascinación de ver lo que es capaz de crear la naturaleza.

Por esta razón, este artículo queremos que conozcas las 10 bestias prehistóricas más aterradoras del mundo.

10. Aves del terror

Estas aves fueron los depredadores dominantes de América del sur, durante el cenozoico desde hace entre 62 hasta 2 millones de años. Uno de ellos fue el temible gastornis.

Estas gigantescas aves carnívoras alcanzaban tamaños de hasta 2 metros de longitud. Además, contaban con un poderoso pico, que junto a su rapidez y agresividad, hicieron de ellas verdaderas bestias temibles.

La mayoría de seres que habitaban en el mundo en su tiempo, preferían no acercarse a estas aves prehistóricas.

9. Milpiés gigante

Estos insectos temibles habitaron el planeta Tierra durante el periodo carbonífero, hace unos 300 millones de años. En lo que hoy conocemos como Norteamérica y Escocia.

Se trataba de los mayores invertebrados terrestres conocidos hasta la fecha, alcanzando tamaños de más de 2 metros de longitud.

Parientes lejanos de los milpiés y los ciempiés actuales, no son tan parecidos a estos descomunales milpiés.

Los milpiés solían vivir en zonas húmedas, principalmente de bosques donde abundan los insectos anfibios y los reptiles primitivos.

En principio, se pensó que esos fascinantes monstruos eran carnívoros, pero descubrimientos posteriores estimaron basándose en sus excrementos fosilizados, que su principal alimentación era el musgo. Así como la vegetación putrefacta que encontraban entre la maleza.

Algo que de ser así, sin duda fue todo un alivio para los seres de su época, ya que eran unos bichos verdaderamente aterradores, compuestos por sus segmentos articulados que les otorgaban una movilidad de patas por doquier.

Además, estos milpiés poseían un caparazón acorazado, y protegido con unas cortas púas que los hacía altamente peligrosos, para cualquier depredador que pretendiese comérselos.

8. Cerdo del infierno

Los cerdos del infierno habitaron en lo que hoy conocemos como Norteamérica hace entre 45 y 25 millones de años, con una apariencia similar a la de los cerdos actuales.

Las especies más grandes podrían llegar a medir hasta 2 metros de altura y pesar unos 500 kilos. Aunque eso sí, tenían un cerebro del tamaño de una naranja.

Se cree que los cerdos del infierno a pesar de ser carroñeros, pudieron estar en la cúspide de los depredadores de América del Norte.

Estos cerdos cazaban incluso animales de gran tamaño, ya que eran omnívoros y mostraban una gran tendencia hacia las presas vivas y carroñeras.

Dicho esto, era muy probable que fueran oportunistas, pero sobre todo, a la hora de comer los animales vivos, se basan en robar el alimento a otros depredadores cuando estos ya los habían derribado.

Siguiendo con los 7 monstruos prehistóricos más peligrosos del mundo.

7. Lobo Jabalí

Los lobos jabalíes habitaron el planeta Tierra, allá por el eoceno superior hace entre 45 y 36 millones de años. En lo que hoy conocemos como Asia Central.

El lobo jabalí fue una especie de monstruo prehistórico similar al cruce entre un lobo y un jabalí. Además, se ha considerado el mayor mamífero carnívoro terrestre descubierto hasta la fecha.

Se trataba de una criatura verdaderamente gigantesca, alcanzando tamaños de más de 4 metros de largo 2 de alto, y superando holgadamente la tonelada de peso.

Además era uno de los depredadores excepcionalmente letales, ya que estaban dotados de una potentísima mandíbula, repletas de dientes afilados.

Los dientes del lobo jabalí eran como cuchillos, complementados con algunos dientes planos que les servían para triturar. Estos eran capaces de matar, desmenuzar y devorar, incluso a las presas más duras con huesos incluidos.

6. Elefantes gigantes

Los elefantes gigantes habitaron en el planeta Tierra en lo que hoy conocemos como Asia, África y Europa. Esto ocurrió hace aproximadamente entre 8 y 2 millones de años, durante el mioceno medio, hasta comienzos del pleistoceno.

El Deinotherium se trataba en esencia de una bestia muy similar a los elefantes actuales, aunque eso sí, con alguna que otra diferencia como son: una trompa algo más corta, una cabeza más pesada y por consecuencia un cuello más corto y robusto. Además de unos colmillos curvados hacia abajo, que dotaba de un aspecto bastante curioso. 

Sin embargo, si por algo destacaban estos mega elefantes, era sin duda alguna por su descomunal tamaño.


TE VA A INTERESAR: Los 10 elefantes prehistóricos más increíbles del mundo


Para hacerte una idea clara de su tamaño, los elefantes más grandes de la actualidad, es decir los elefantes africanos, en los casos más grandes pueden llegar a medir alrededor de los 3 metros y medio de alto, 6 de largo y alcanzar pesos máximos de unas 8 toneladas. Por su parte, los elefantes gigantes prácticamente podían doblar este tamaño, alcanzando los 5 metros de alto, 9 de largo y rondando pesos de alrededor de las 14 toneladas.

Siguiendo con los 5 animales prehistóricos más aterradores de la historia.

5. Pez acorazado

El pez acorazado es considerado uno de los depredadores marinos más fieros y mortales que han existido en los mares.

Este animal es un superdepredador, de la cabeza a las aletas. El Dunkleosteus media un poco más de 6 metros y pesaba una tonelada.

Monstruos marinos de la prehistoria

Este pescado comía cualquier otro animal que se moviera en el lugar que él estuviese. 

Este superdepredador estaba acorazado de una estructura ósea de unos 5 centímetros de grosor que le cubría y le protegía de los enemigos.

En su época, había otros peces similares hasta del mismo tamaño, pero no se comparaban con este pez, ya que era especial y tenía una mordedura considerada la más potente que jamás ha existido.

A pesar de esto, algunos creen que es la segunda después del megalodón, el tiburón más grande de la historia.

4. Titanoboa

Durante el periodo terciario en el paleoceno, existió la serpiente que hasta la fecha tiene el récord en tamaño, la titanoboa.

La titanoboa es la serpiente más grande que ha existido en el mundo y la historia, alcanzaba un tamaño de 14 metros de longitud con facilidad.

Monstruos marinos prehistóricos

Se estima que esta serpiente pesaba unos 1250 kilos, y es que la titanoboa era en proporción mucho más gruesa que cualquier otra de las especies de serpientes que hayan existido.

Está serpiente se ha convertido en un superdepredador que aterrorizaba a cualquiera que se le cruzara en su camino.

Continuando con el top 3 animales prehistóricos más peligrosos del mundo. 

3. Gorgonopsia

Los gorgonópsidos habitaron la mayor parte de la Tierra, durante el periodo pérmico hace unos 250 millones de años.

Se trataba de uno de los mayores depredadores que existían en su momento. Alcanzando tamaños de unos 7 metros de largo y pesos que podrían superar fácilmente la tonelada.

Monstruos de la prehistoria

Estas bestias de la naturaleza, tenían unos enormes dientes afilados, muy similares a los tigres dientes de sable.

Estos monstruos pudieron utilizar dichos dientes para cortar y apuñalar a sus presas. Asimismo, también disponían de una grandísima boca similar a la de los reptiles con la que podían devorar presas de gran tamaño.

Además, si a esto le sumamos que se trataba de unos monstruos prehistóricos fuertisimos y musculosos, con patas largas y robustas, que los hacían verdaderamente rápidos y ágiles. Podemos decir que la naturaleza conoció una bestia indómita, capaz de hacer temblar al más valiente de los humanos.

No es para menos que los monstruos de Gorgona sean considerados uno de los mayores y más eficaces depredadores de todos los tiempos, igualando incluso en algunos casos a los dinosaurios.

2. Spinosaurus

El espinosaurio pudo ser el más grande de todos los dinosaurios carnívoros terrestres que hayan existido.

Se cree que el spinosaurus ha sido mucho más grande que el mítico Tyrannosaurus Rex y el giganotosaurus, con un tamaño que podía variar entre 12 a 18 metros de longitud y de 7 a 20 toneladas de peso.

El cráneo del Spinosaurus era largo y angosto, como el de los cocodrilos. Además se cree que también pudo haberse alimentado de pescado, ya que la evidencia sugiere que permanecía tanto en el agua, como en la tierra. Algo similar a los cocodrilos modernos que conocemos hoy en día.

El Spinosaurus era visto generalmente como un depredador oportunista, pudiendo pescar, como también se consideraba que era carroñero y cazaba pequeñas presas en la tierra.

A continuación descubre cuál es el monstruo prehistórico más aterrador de la historia. 

1. Basilosaurus

Los basilosaurus habitaron gran parte de las aguas costeras y poco profundas del planeta Tierra, durante el eoceno hace unos 150 millones de años.

A pesar de su nombre, los basilosaurus eran en realidad mamíferos. Este nombre se le viene dado por su color, y por su aspecto, el cual en ocasiones los ha llevado a ser confundidos con serpientes marinas gigantes.

Animales marinos prehistóricos

Los basilosaurus eran monstruos marinos, que surcaban las aguas prehistóricas del planeta Tierra, con tamaños que podrían rondar los 18 metros de largo y 2 metros de altura con unas 20 toneladas de peso.


TE VA A INTERESAR: Los monstruos marinos más grandes del mundo


La boca de los basilosaurus estaba dotada con grandísimos y afilados dientes, que les permitían atrapar a prácticamente cualquier tipo de presa. 

Sin duda alguna, los basilosaurus fueron, y serán siempre unos de los monstruos prehistóricos más aterradores que han existido.

Estas han sido las 10 bestias prehistóricas más aterradoras y peligrosas que habitaron en el mundo.

Si te ha gustado este artículo de los monstruos de la prehistoria, regalanos un comentario. Además, te invitamos a seguir disfrutando de los más temibles dinosaurios.


¿Y tú qué opinas? Coméntalo debajo. 👇


error: El contenido está protegido